Carmelopoli

lunes, 6 de abril de 2009

De Cádi al sielo

Hay muchas forma de sé de Cádi. Se puede sé de Cádi entre paréntesi y poné esas cuatro letra con muchísimo coraje por está má procupao por la independensia que un kosová delante de la afoto de la Chacón. Pero también se puede sé como la mayoría de los coprovinsiano y está orgulloso de compartí denominasión de origen con la Tasita, la siudá má antigua de osidente, la salada claridá y toa esas cosa que podemo disí pa no repetí una y otra vé Cádi.


Pero también hay muchas forma de sé de Cádi capitá. Muchas idiosincrasia dentro de la misma esensia gaditana. Los hay, de hecho, que no tiene esa esensia. Los malage, lasio, antipático, derrotista. Eso que nasieron en Cádi pero reniegan de su tierra, derrotan tó lo que pillan por medio que huela a Cádi. Se van a Grasalema en Carnavale, a vé la Macarena la madrugá del jueve santo, lo flipan con el Rosio, no han pisao en su vida Carransa,... Los renegao son de Cádi porque no hay má remedio, ni pa ello, ni pa nosotro. Es verdá que son poquito, pero los hay.

También hay gaditano que lo son, pero viven más pa allá de Puerta Tierra y quieren esportá fuera territorio nucleá gaditano la sentraña del gaditanismo y lo mismo hasen una muestra carnavalesca en Villarreá, se traen una chirigota de Beniaján o se desiden a sacá una prosesión de Salesiano. Y te encuentra a los gaditano de Puerta Tierra a esportone en Maria Usiliadora esperando que salga el Despojao y se pasee hasta el sentro de Cádi, porque en Cádi, como en la mayoría de los sitio, la prosesión tiene que ir por dentro.

Por supuesto, también estamo los gadita. Los que llevamo a gala y con orgullo habé nasio en Cádi, presumimo de lo nuestro. Quisá seamo radicale, quisá nos ganemo enemigo, quisá sólo tengamo ojo pa Cádi pero es que nasé en Cádi, viví en Cádi y queré morí en Cádi te marca el caraste, te imprime un algo espesiá y diferente.

Sin en cambio, yo también podría habé hecho un gran gadita sin habé hecho yo.  Podría no habé nasio en el Mentidero y habé nasio en otro barrio gaditano como el de Santa María, marcao por el caraste de los gitano del barrio que me bieran enseñao el compá al cantá las alegría. Mi padre podría no haberme llamao Carmelo, y haberme bautisao como Juan, que también es lo sufisientemente gaditano. Y má toavía si en vé de llamarme Juan, mis amigo me llamaran Chano, que es, probablemente, el nombre más de Cádi que esista, como ya recordó el Yuyu.

Si biera hecho Juan de Santa María, conosio como Chano, podría habé hecho mu gadita, pero nunca habría tenio la suerte de tené el genio, el arte y el duende de Cádi del gran Chano Lobato. Ese hombre que cantó atrá como nadie má ha cantao y que, ademá, demostró que el ánge de Cádi sirve pa llená con historia esos hueco en los que los demá se aburren y los mediocre se callan.

Un Domingo de Ramo, a Cádi la han despojao del abuelo Chano, el señó de la Pá, el hombre lleno de humildá y pasiensia que ha dejao a Cádi con las pena de habé perdio a otro de sus flamenco. La línia de Espeleta, el Beni, Pericón, El Melliso,... tiene un representante meno en la tierra de Cádi, pero uno má en el sielo. Porque por muchas cosa que haiga hecho Chano en su vida estoy seguro de que cuando San Pedro lo tenga cara a cara y él empiese a contarle sus historia, Perico no podrá remediarlo y lo tendrá que dejá entrá.

6 comentarios:

El futuro bloguero dijo...

Al oir la noticia, pensé en ti Carmelo.

Suponía que habría entrada...

Y la Carmelopedia? Se te acumula el trabajo socio...

nabrazo

Marisa dijo...

Mi más sentido pésame

Un abrazo.

Marisa

Fran dijo...

M'acabo de enterá y sabía que no m'iba a defraudá Carmelo.
Ahora s'enterarán los del cielo como s'inventó el tirititrán :)
Chano, gracias por haberno dejao disfrutá tanto arte.

"Tienen a la venta
estos anticuario
una gran cazuela
que tiene má de 500 año.
La tengo en mil duro
es casi de balde
esta gran cazuela
tenia un merito bastante grande.
La cazuela que aqui les presento
es d'una sustancia que nadie conoce
esta hecha en Medina Sidonia
el año cuarenta del siglo catorse
la tenia Don Diego Surullo
que era temporero de la catedrá
Se lavaba los pie los domingo
y aluego los lune hacía poleá"

Fran el sueco

Paco Rodríguez dijo...

Eso de que los de cadi no se mueren es cierto, pues siempre existe gente que los recuerda

Anónimo dijo...

Siempre vivirá en los gaditanos, las gaditanas, y en los concursos de tanguillos.

Anónimo dijo...

aju, si yo te cuento que Chano en el primer sitio que comio jamon fue en casa de mi abuela. Y que se iba a cantarle las cosa de carnavale metia por buleria... aju que grande era...
En el sielo ahora se tiene que pasa de muerte con to esa gente.

**Shone**

Related Posts with Thumbnails

Busca lo ques quiera

Google

Los pó del Carmelo, calentito en tu correo

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner