Carmelopoli

domingo, 11 de enero de 2009

Una verdá incómoda

Lo del cambio climático no era coña, era una cosa seria. Despué de los dato recabao en la última semana asquí en el balcón de mi casa, puedo confirmá que el planeta Tierra se está congelando de una forma mu procupante.


El congelamiento globá tiene diversa causa esplicativa. Por una parte está lo que espliqué en el último pó de que los ruso han quitao el butano y parte del aire frio que tienen allí se ha venio pa acá. No es descartable, como dise manolo rubiale, que los cabrone esto hijo de Putin se haigan puesto a soplá y echá el frío pal resto del mundo porque despué de lo de la Guerra Fría lo de congelarno a tó es el único método que tienen pa conquistá el mundo, porque ello están má habituao a moverse entre yelo.

Sin en cambio, no tó es culpa de los ruso. También los aire condisionao que los miarma y los anónimo tienen ensendio tol verano ha acabao filtrándose a la asmósfera y eso ha hecho que el aire se enfrie. Y eso por no hablá de los cubito de yelo de los cubata que la gente no se toma y acaba tirando al suelo que también se ha metabolisao con el entorno y ha hecho que bajen otros gradito de la temperatura. Asín, entre unos grado de asquí y otros de allí, los ruso, los miarma, los cubata po ya tenemo este proseso inreversible de congelamiento del planeta.

Este proseso está afestando a tol mundo pero espesialmente a Cádi. Las rasone son lógica. En Burgo, por ejemplo, siempre ha hecho frío y entre está a un grado bajo sero y está a siete grado bajo sero no hay diferensia. Pero en Cádi, bemo pasao de está a dose grado a está a cuatro y eso nos está congelando la siudá. Si esto no encuentra una solusión en Cádi se va a poné el clima como el de Estocolmo y eso tendrá sus consecuensia.

Es sierto que habrá cosa positiva. Por ejemplo, las Cuesta de las Calesa las podremo utilisá como estasión de esquí pa que la gente de Cádi aprenda a esquiá. En la Caleta habrá un gran lago helao y ya no hará falta poné la pista de yelo en San Antonio porque San Antonio estará helao ya de por sí. Y en el Carransa ya no se jugará (o lo que hagan allí) al furbo sino que montaremo un equipo de joquey sobre yelo que será el mejón del grupo cuarto de la segunda división bé de la liga de joquey sobre yelo.

Sin en cambio, la mayó parte de consecuensia serán negativa. Sin ir má lejo con lo del Carransa, como se juegue a joquey sobre yelo habrá que cubrí tol techao y si ya a Nuestra Señora le va a costá un diente de oro poné la tribuna, como haiga que cubrí el estadio no quea dinero ni pa comprá tirita.

Pero no se quearán ahí los poblema. El frío cambiará nuestras costumbre. Ya los mariscaore de la Caleta no irán a cogé cangrejo con alambre y lapa sino con guante y nevera porque los cangrejo moro vendrán direstamente congelao con la etiquetita de Pescanova. Y ya no se cogerán caballa caletera sino que lo que se pescará en la Caleta serán fletane y merlusa. 

Eso por no hablá de las fiesta. En Semana Santa, por ejemplo, el primé paso no será la Borriquita sino que Jesú entrará montao en Oso Polá y el Perdón tendrá que salí con anorá pa que no coja frío a las sinco de la mañana por la Casa del Obispo, que cambiará su nombre y se llamará el Iglú del Obispo.

En los Carnavale la cosa estará mu chunga. Tó los tablao serán como el de la Peña Paco Alba, con toa la gente allí muerta de frío. En la erisá, los eriso ya no se podrán chupá porque estarán congelao sino que habrá que comerselo con cuchillo y tenedó, iguá que los ostione. Cambiarán los tipo porque ningún coro saldrá vestio de indio o negro de África con taparrabo sino que triunfarán las comparsa de esquimale y las vestia de foame.

Pero lo peó será el verano. Nadie tendrá cojone de bañarse en ese agua tan fria, que ni siquiera los susesore de Rovira se mojarán los tobillo y, al finá, de no usarla tendremo que serrá la playa la vistoria y de Cortadura y se montará allí unas fábrica en la que la gente irá a trabajá, porque por el frío a la gente de Cádi le cambiará el caraste y ya no será asín de alegre y felí sino que será como los demá y trabajará. Es probable que con el frío hasta se acabe el paro porque los parao no podrán está en la plasoleta leyendo el Marca sino que tendrán que quearse en casa aguantando a la parienta y pa aguantá a la parienta en casa, cualquiera prefiere está trabajando.

Como se puede vé, las consecuensia de este proseso de congelamiento globá pueden sé peligrosísima. Pero estamo a tiempo de pararlo. Todo podemo poné nuestro grano de arena. Cuando os tomei un cubata y quede yelo en el vaso, no lo tirei: echaro otro. Con ese sensillo paso podemo evitá el cambio climático. 

5 comentarios:

Marisa dijo...

¿Ahora se está congelando el planeta?
Este verano ¿no decían que era "el calentamiento global" lo que nos estaba ocurriendo?
Para mi que lo que está pasando es lo que he oído desde siempre -y pronto hará 52 años que lo escucho- que "el tiempo está loco, loco, loco...

Con todo esto lo que me queda muy claro es que has escrito un "pó" genial.

Feliz domingo.
Un abrazo.

Marisa "Gadisoletana"

kikzgades dijo...

Yo estoy contigo con lo de los cubata Carmelo. Esto lo paramo entre tos.

Vicent dijo...

Jajajaja, muy bueno el post.

Otra cosa, PICHA (leasé pronunciando la che entera, que uno no es gadita) a ver si actualizas la carmelopedia, que la tienes abandonaita.

Irene dijo...

carmelo yo na mas q por eso, me vi a llena el cubatita siempre... to sea x elcongelamiento en

Julito dijo...

Yo puedo estar tranquilo de que no haiga contribuío al enfriamiento globá porque lo de rellená el cubata lo llevo praticando desde siempre y lo del aire condisionao aquí en Avila, como que no.
Tengo la consensia mu tranquila en ese sentido.

Pero como siempre, no te falta ná de rasón Carmelo

Related Posts with Thumbnails

Busca lo ques quiera

Google

Los pó del Carmelo, calentito en tu correo

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner