Carmelopoli

martes, 24 de junio de 2008

Romeo y Romeo

Como os iba disiendo ayé mismo estuve en la siudá de Pisa, cuna de ese plato típicamente italiano que lleva su nombre y que consiste en cogé un cacho de pan, aplanarlo y echarle tomate, queso y tó lo que te se ocurra ensima. Como se puede vé una pamplina como otro cualquiera que por culpa de que los americano no saben comé se ha hecho famosa en el mundo entero y te encuentra una piseria hasta en el Polo Norte. Hasta enfrente del Falla hay una piseria, aunque eso son palabra mayore. No ocurre lo mismo, sin en cambio, con el casón en adobo y las tortillita de camarone que son auténtico manjare que sólo pueden sé disfrutao en su realidá en la siudá de Cádi. ¿A que no hay freidore en Nueva Yó? ¿A que La Guapa no tiene sucursale en Berlin? Y es que los americano no saben comé estos plasere de la vida (meno mi Cacelin, que cómo la echamo de meno). Por eso no lo han esportao, grasia a Dió, porque no habría posa endonde pudieran esconderse los camarone si a los yanki le diera por las tortillita.

Ademá del alimento reondo, Pisa también tiene fama mundiá por tené una torre que parese que se va a vení pabajo. Ahora vi a disí un borderío mu grande por lo que solisito que los padre preocupao por la educasión de sus hijo los manden a que vean la tele por si están echando Ana Rosa y yo pueda disí lo que quiero disí porque no vi a andarme con rodeo: parese una polla empalmá, con la cabesa torsia pa la derecha. O la isquierda, según por donde la mire. La Paqui se empeñó en que subieramo la torre (estaba reservao) y ahí estaban Carmelo y Chari hasiendo
ejersisio escalérico. Acabamo estrosaito y totá pa ná, ná má que pa disí que habíamo subio porque arriba no se veía ná que meresiera la pena.

Pero eso fue ayé porque hoy bemo cogio el autobúi ese que es como nuestra segunda casa parasercarno a Verona que estaba a unas poca de hora larga de Pisa. Pechá de autobú, que me ha dejao las rodilla molia. Pa colmo los miarma se han puesto a cantá y bailá sevillana en el pasillo y a mi me han entrao los siete male. Martirisao por esas carretera italiana, me he ido pa tirarme de cabesa por la salida de emergensia y porque me he esquivocao de ventana, que si no hoy el pó de Carmelo biera sio un pó póstumo. Y no biera visto en mi vida Verona, que tampoco es que me biera perdio gran cosa. Que como dise Manolo, yo ya estoy un poco hasta el carajo de está en Italia y ná má que tengo gana de volverme a mi Cádi.

Bueno, pa cumplí la tradisión, os vi a contá algunas cosa de Verona, que es una siudá famosa por Romeo y Julieta. Por si no lo sabei, la historia de Romeo y Julieta es mu sensilla. Resulta que Romeo era de la familia de los Capuleto y Julieta de los Montesco, o al revé, que viene a sé como si Romeo fuera familia de Martíne Are y Julieta de Subiela. Po a los dó no se le ocurrió otra cosa que tené un rollito de esto de barbacoa del Trofeo y se encapricharon. Cuando se enteraron Antonio y Ange le prohibieron que se juntaran y Romeo se iba al balcón de Julieta a cantarle pasodoble de los tiempo de Entre tus Braso y Con uña y diente. Un día Julieta se tomó unas bolita de ensaladilla de Las Paloma y perdió el sentío. Cuando Romeo la vio se creyó que se había muerto de amó la carajota, y en vé de cogerle el pulso o llevarla al hospitá se clavó un garabato osidao de mariscá eriso. Cuando Julieta volvió en sí, se encontró con el muerto, nunca mejón dicho, y con el mismo garabato se lo clavó en el pecho.

¿Lo habei entendio? Po resulta que en verdá Romeo y Julieta no esistieron, es que un escritó inglé se los inventó y dijo que eran de Verona, y estos italiani, que pa hasé negosio son los namber uan, po se sacan un dinero a costa de los dó nota eso y te venden postale, muñequito, te cobran pa entrá en la casa. Lo que yo te diga, un negosiaso a costa de los dó nota. Tienen hasta el supuesto balcón donde Romeo le daba a los pasodoble enmientra que Julieta le disía, como María la Yerbabuena en las oscuridá del Falla "¡Qué arte tiene, Romeo, picha!"

Bueno, po al balcón ese se puede subí y, según la tradisión que nos ha contao la Paqui, que ya no me cae tan bien, porque no solusionó lo de las sevillana en el altobú, los amore verdadero se tienen que besá en el balcón. Yo le dije a mi Chari que ni mijita, que si nosotro nos teníamo que dá un beso en un sitio emblemático nos lo daríamo en la cascada del parque, que es el verdadero sitio romántico del universo. Pero no tol mundo pensaba como nosotro y los miarma estuvieron pareja tras pareja morreándose en el balcón, hasta que llegaron los dó maricone huelvano que se pusieron a comerse la boca y del calentón empesaron a meterse mano. Les entrarpon unos vapore y abajo había unas viejesita polaca que no vea la que liaron. Se pusieron a gritá pero los de Huelva seguía tocándose mutuamente la campanilla con la lengua. Llegaron los carabinieri que querían llevarselo preso por escándalo público, las polaca dándole bolsaso a lo maricone, la Paqui llorando descompuesta,... No vea la que se montó en un momento. Pero al finá no pasó ná. Aunque la Paqui tiene una depresión de camello y ni nos da esplicasione. Ná má que sabe disí que meno má que solo queda un día en Venesia.

Y yo digo lo mismo. Menos má que ná má que queda un día. Que el jueve estoy otra vé besando el suelo de mi plasa del mentidero.

1 comentario:

clarinetebajo dijo...

mu bien carmelo,me encanta k ables de comida,y mañana por fabor abla de rusia,del vodca,de la ensaladilla rusa,abla de lo k kieras,danos una clase de historia como la de hoy pero no nos ables,nada mas de cosas extranjeras,no se la comida rusa,la cerveza alemana,de a cuanto esta el dolar al cambio con el euro,o no se abla del tiempo,de la lluvia o vete una peli guarrona k mañana vas a venecia k dicen k es mu romantica,pero por favor no ables de furgo,tu de eso olvidate,bastante trabajo me esta costando decirle a mi madre k los k juegan de amarillo no son del cai,ni es el trofeo,asin k por fabor asta el domingo por lo k mas kieras,no ables de furgo,bebe mucho vozca,

Related Posts with Thumbnails

Busca lo ques quiera

Google

Los pó del Carmelo, calentito en tu correo

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner